0 3 min 9 años

CONFERENCIA-DE-PRENSA-MALOVA-3-722173Tras aparición del primer video donde su escolta lo acusa de nexos con el narco, el gobernador se habría reunido con Peña Nieto

El lunes 24 de junio, un día después de la aparición del primer video donde Frank Armenta Espinoza, escolta del gobernador Mario López Valdez, lo acusa de tener vínculos con el cártel de Sinaloa, el mandatario convocó a reunión urgente con los dirigentes de los partidos políticos para pedirles su respaldo.

Asistieron de inmediato los representantes del PAN, PRD, PT, PVEM y Partido Sinaloense. El del PRI y la de Nueva Alianza no llegaron.

Por parte del Gobierno del Estado, además de Malova, Gerardo Vargas Landeros, secretario general de Gobierno.

“Se veía realmente preocupado y así lo dijo”, revela una fuente a Ríodoce.

Malova los recibió con un semblante inquietante, visiblemente preocupado y comenzó su intervención confirmando su estado emocional. Palabras más, palabras menos, dijo que estaba muy impactado por el ataque mediático del video difundido por Ríodoce.

De inmediato encontró la justificación: “Era una reacción a su lucha frontal contra el crimen organizado”.

Les dijo entonces que necesitaba el respaldo de los partidos políticos para seguir con esta lucha anticrimen que requiere el concurso de todos.

 

—¿Cómo se veía?

—Realmente muy preocupado… Incluso dijo que ya tenía cita al día siguiente con el presidente Enrique Peña Nieto para preguntarle si seguía teniendo el apoyo del Gobierno federal en esta lucha, porque él ha estado poniendo el pecho y ocupaba que no lo dejaran solo.

 

Según la misma fuente, el gobernador señaló que le diría al Gobierno federal que si lo apoyaban o no, o si lo que querían era que dejara el Gobierno él se iba.

 

—¿Así lo dijo textualmente?

—Si quieren les dejo el Gobierno y me voy. Medio en serio, medio en broma, pero textual.

 

Acto seguido, Edgardo Burgos Marentes, presidente del Comité Directivo Estatal del PAN, que estaba sentado a la derecha de López Valdez, lo tomó del brazo y a la vez que lo apretaba le decía: “¡Estamos contigo en todo gobernador, cien por ciento!”.

 

El encuentro tuvo lugar en la sala contigua al despacho del gobernador, en el tercer piso del Palacio de Gobierno, y de ahí salió el acuerdo de firmar un desplegado por parte de todos los partidos políticos en respaldo del gobernador.