0 4 min 9 años

logo dataADN/MUNDO TORO/Madrid (España).- El Gobernador del estado de Guanajuato, Miguel Márquez Márquez, anunció el decreto mediante el cual se declara la Fiesta de los Toros Patrimonio Cultural Inmaterial de este territorio, tierra del inolvidable Rodolfo Gaona, figura del toreo universal. En dicho decreto se incluyó también como objeto de protección a la Fiesta Charra, que cuenta con una tradición que como la de la Tauromaquia se ha mantenido durante más de 500 años.

Según el comunicado de prensa, el gobernador Márquez firmó este decreto para responder “a un amplio sector de la sociedad organizada cuya postura se centra en la permanencia de estas tradiciones”. Apenas hace unos días, el Congreso local rechazó una propuesta de los legisladores del Partido Verde Ecologista para prohibir las corridas de toros en territorio guanajuatense, planteamiento rechazado de manera muy peculiar por el diputado del PRI, Guillermo Romo, quien acudió al salón del Congreso vestido en traje de luces, defendiendo desde la tribuna a la tauromaquia. Todo un ejemplo de defensa sin complejos de La Fiesta que se echa de menos en políticos de otros países.

En Guanajuato existen 32 ganaderías, siendo el segundo estado a nivel nacional en esta actividad económica. Con este ya son 6 los estados mexicanos que con mucho temple van protegiendo la Fiesta de los Toros como parte de su acervo cultural. Son ellos Aguascalientes, Querétaro, Tlaxcala, Hidalgo, Jalisco y ahora Guanajuato. Pero además se están multiplicando este tipo de declaraciones en ciudades y pueblos comoHuamantla, Xico y muchos más que están dando una auténtica lección en la defensa de sus tradiciones y patrimonio cultural.

Implicación de los toreros

Es absolutamente cierto, en México se torea más lento y esto lo saben perfectamente los toreros de otras latitudes que van al país azteca a probar suerte. Influye mucho el predominio del encaste Saltillo y sus humilladas embestidas, pero la verdad es que cuando un toro mete la cara, la mete muy por debajo y con mucha lentitud en su embestida, por lo que se tienen que alcanzar cotas muy altas de temple si se quiere triunfar.

Pues bien así como se torea se es, y allí los toreros mexicanos han asumido la defensa de la Tauromaquia con esa templanza que les permite ir sin prisas pero sin pausas en la busca del blindaje de la Fiesta y a fe de que lo están consiguiendo. Así, la Asociación de Toreros Mexicanos ha tenido la feliz iniciativa de reconocer a las autoridades, en este caso al Gobernador de Aguascalientes, su implicación en la defensa de la Tauromaquia, con la colocación de una placa conmemorativa en la Plaza de Toros de esa ciudad. Toda una lección de gratitud de los Toreros Mexicanos.