0 2 min 9 años

Eduardo Arellano. Final feliz.

Eduardo Arellano. Final feliz.

Miguel Ángel Vega/Río Doce

La cacería de los hermanos Arellano Félix  llegó el viernes a su fin, cuando el consejero de la organización criminal más violenta de los 90’s, Eduardo “El Doctor Arellano” , se declaró culpable de lavado de dinero y de supervisar envíos de cientos de millones de dólares en efectivo, de Estados Unidos a México.

Y aún cuando el Juez Larry A. Burns intentaba aplicarle una condena “ejemplar”, sólo pudo condenarlo a 15 años de prisión, luego de su abogado Brian Funk, llegara a unaserie de acuerdos con los fiscales del Departamento de Justicia de Estados Unidos (USDOJ) para que éste no recibiera una condena “tan severa”.

Según estableceel expediente 97-CR2520-LAB, del USDOJ, el acuerdo fue que El Doctor se declarara culpablea cambio de un pagó por 50 millones de dólares al gobierno estadounidense, además que en su momento testifique contra gente de su organización. Por ese acuerdo, el DOJ le aplicarían un pena no mayor de 15 años.

Como recompensa a “ese compromiso”, los fiscales retirarían cargos relacionados con crimen organizado, homicidio y conspiración para tráfico de drogas de Tijuana a California.

“Consideramos que fue un acuerdo justo para ambas partes”, dijo Joseph Green, fiscal del USDOJ en San Diego.

En la audiencia, realizada el viernes pasado a las 10 de la mañana en una corte federal de San Diego, Arellano Félix “El Doctor”, reconoció ante el juez Burns haber ayudado al Cártel que dirigían sus hermanos Benjamín y Ramón, a realizar una serie de inversiones que obtenían mediante el tráfico de grandes cantidades de droga a Estados Unidos.