0 6 min 9 años

Nota/foto: El Blog del Circo.

FRESNILLO, ZAC.- Ante la pasividad de las autoridades estatales, el Cártel del Golfo y “Los Zetas” continúan sembrando el terror en esta cabecera municipal al disputarse el control del territorio de manera encarnizada.
Sus integrantes ya han protagonizado varios enfrentamientos con saldos fatídicos y esta situación volvió a repetirse entre la noche del jueves 2 y madrugada del viernes 3 de mayo.
El saldo reconocido del fuerte enfrentamiento entre los dos grupos antagónicos del crimen organizado y efectivos del Ejército Mexicano que se suscitó la madrugada de este viernes, fue de dos presuntos delincuentes muertos, entre ellos un jefe de plaza de Los Zetas.
De acuerdo con fuentes militares, uno de los fallecidos ha sido identificado como David Alejandro Loreto, alias “El Diablo” y/o “El Enano”, presunto Jefe Regional de “Los Zetas” de las Plazas de Zacatecas, Coahuila y Tamaulipas, amigo cercano del Z-40.
Otro de los delincuentes caídos, respondía en vida al nombre de José Bernardino Leandro Moreno, quien fue abatido de dos disparos; su cuerpo quedó en uno de los vehículos utilizados en la batalla.
Ambos cuerpos quedaron en la calle Felipe Ángeles, casi esquina con Paseo del Mineral, en la colonia Emiliano Zapata.
De acuerdo con fuentes policiacas, en el lugar de los hechos se aseguraron dos vehículos: Una camioneta pick up color arena, Nissan Frontier, doble cabina, modelo 2010, sin placas de circulación, presenta un engomado ZG 69783. La otra unidad, que estaba en sentido contrario, era una Chevrolet, Silverado, doble cabina, color negro, modelo 2008, con placas de circulación WJ306303, del estado de Tamaulipas.
Además se aseguró un arma corta calibre .38, marca Colt Commander, matrícula 80BS10144 y una subametralladora MP7, calibre 9 mm, marca Bocal Weapons, sin matrícula.
Aunque se desconoce si hubo más víctimas mortales o heridos, ya que se sabe que los criminales, tras las balaceras, acostumbran levantar y llevarse a sus compañeros en las condiciones en las que se encuentren.
Los vecinos viven ya con temor debido a los frecuentes episodios de violencia que se registran en la cabecera municipal y que los están obligando a refugiarse en sus casas, en las que se encierran prácticamente a piedra y lodo para tratar de evitar ser víctimas de los criminales.
Esta vez, los delincuentes de los dos grupos se encontraron alrededor de las once de la noche del jueves en el Paseo de El Mineral y la avenida Huicot, por lo que comenzaron a agredirse con disparos de arma de fuego.
Algunos decidieron escapar y los otros fueron tras ellos, por lo que las balaceras continuaron en las colonias Plutarco Elías Calles, Lomas de Plateros, Ampliación Azteca y Emiliano Zapata, entre otras.
Los vecinos, al escuchar las ráfagas de las armas de fuego largas, llamaron al servicio de emergencia 066 para reportar lo sucedido y fueron elementos del Ejército Mexicano los que acudieron a atender los reportes.
Al ver a los soldados, los delincuentes decidieron separarse para huir, aunque también abrieron fuego en su contra, por lo que los militares tuvieron que repeler la agresión de la misma forma.
Ante la repetición continua de los disparos, los habitantes se refugiaron en sus casas y se alejaron de las puertas y ventanas que daban a las calles para no ser alcanzados por los proyectiles, ya que muchos de ellos impactaron sus fachadas.
Alrededor de las 23:30 horas se registraron otros enfrentamientos en la zona centro, concretamente sobre las calles 20 de Noviembre, Pánfilo Natera, Tabasco y Nuevo León, mientras que al filo de la medianoche varias camionetas de modelo reciente fueron vistas entrar a exceso de velocidad a las colonias Esparza y FOVISSSTE, por la avenida Enrique Estrada.
Los vecinos de estos lugares también escucharon ráfagas de detonaciones y se dijo que los delincuentes les disparaban a los transformadores de los postes de luz para suspender el suministro de energía eléctrica y evitar ser vistos por sus rivales y los militares.
Trascendió que los tiroteos terminaron alrededor de las 01:40 horas ya del viernes en la carretera que conduce al municipio de Valparaíso.
Se confirmó que los protagonistas de los enfrentamientos fueron integrantes del Cártel del Golfo y “Los Zetas”, que se disputan el control de Fresnillo ante la complacencia de las autoridades, y que el saldo fue de dos delincuentes muertos.
Transcurridas dos horas de las balaceras, al lugar acudieron elementos de la Policía Federal y de las Fuerzas Especiales, que brindaron apoyo a los militares y pusieron en marcha operativos de vigilancia en toda la cabecera municipal, catalogándolos como “código rojo”.
En los tiroteos, varios vehículos particulares y fachadas de viviendas resultaron con impactos de bala, aunque afortunadamente no se reportaron muertos o lesionados entre sus propietarios.
El Cártel del Golfo ingresó a Fresnillo desde inicios de este año y con ello se han incrementado los homicidios, al disputarles el territorio a “Los Zetas”.
El subprocurador Regional de Justicia, Juan Manuel Loera, informó que la SEDENA pidió la colaboración de la Procuraduría de Justicia del Estado para hacer el levantamiento de cadáveres y de los indicios posibles; dejando el caso en manos de PGR la para su investigación.